Dos estudiantes de UNED Pamplona, reconocidos con el Premio a la Excelencia del Consejo Social


  • viernes, 18 de diciembre de 2020
Dos estudiantes de UNED Pamplona, reconocidos con el Premio a la Excelencia del Consejo Social

El Consejo Social de UNED ha reconocido los méritos de dos estudiantes de UNED Pamplona, concediéndoles el Premio a la Excelencia a los mejores expedientes académicos del curso 2018. Se trata de Javier Goñi Calvo, galardonado en el curso de Acceso a la Universidad para mayores de 25 años; y Pablo Benito Cia, premiado en el Grado de Física.

Con una nota final de 9,09 Javier Goñi finalizó sus estudios de Acceso. No terminó el bachillerato, porque le tocó trabajar desde muy joven, pero ahora, a sus 46 años, le ha dado cara a materias como Lengua, Inglés, Nociones Jurídicas Básicas o Matemáticas Aplicadas. Es un ejemplo de que si quieres puedes: “Llevaba mucho tiempo sin estudiar. Este reconocimiento significa que si te lo propones puedes obtener buenos resultados. Estoy muy orgulloso de lo que he logrado y ahora me encuentro de lleno en mi segundo reto, sacarme el grado de Psicología. El año pasado me matriculé en tres asignaturas y este curso, en cinco. Poco a poco, a mi ritmo, iré sacándome las asignaturas. Si algo bueno tiene UNED es que, sin duda, hace honor a su slogan; se adapta a ti y a tus ritmos de vida”.

Javier Goñi nunca se hubiese presentado a los Premios a la Excelencia si no se lo llega a sugerir una compañera de clase. Por este motivo, la dedicatoria es muy amplía: “En primer lugar se lo quiero dedicar a mi familia y, en especial, a mis padres. Después lo hago extensible a mis compañeros, porque entre todos creamos un ambiente de estudio y de colaboración que nos motivó, si cabe aún más, para conseguirlo; y a los tutores, porque se han dejado el alma por nosotros. Así que parte del premio también es de ellos”.

Goñi es natural de Peralta y casi todos los días recorría los 60 kilómetros que le separan de Pamplona para cursar en el centro sus estudios de acceso. Ahora, la pandemia, le ha restado presencialidad a las tutorías: “Echo de menos el contacto con los compañeros y con los profesores. Me está costando. El COVID también nos ha impedido recibir el premio en Madrid, aunque, si es posible, sé que UNED Pamplona nos lo entregará en un acto en primavera. Me hace mucha ilusión”.

Tras todo lo que ha vivido solo lamenta no haberse matriculado antes. Para que a otras personas no les pase lo mismo, lanza un mensaje: “Es una experiencia personal increíble. Animo a todas las personas que quieran estudiar a que se animen y les recomiendo UNED porque te formas a tu ritmo, con la opción de hacerlo on line o presencial y con un equipo humano muy profesional. Y si no quieres una formación reglada, UNED Pamplona tiene una oferta formativa muy interesante empezando por los cursos de verano”.

 

Por otro lado, el segundo galardonado, Pablo Benito Cia,  es Ingeniero Superior en Telecomunicaciones, pero su inquietud por aprender le llevó a matricularse en UNED Pamplona en el grado de Físicas. Un recorrido académico que ha compaginado con su trabajo en el Centro Nacional de Energías Renovables (CENER) y que ha concluido con una nota de 8,6 que le ha valido el reconocimiento nacional de la Universidad a Distancia: “Es el punto final a años de esfuerzo y de dedicación. Te da mucha alegría porque es mucho trabajo, sobre todo, en épocas de exámenes donde debes de aparcar el ocio y llenar todo tu tiempo con el estudio. Pero si algo tenía claro era que, si me apuntaba, lo iba a sacar; me podía costar más o menos, pero terminaría graduándome”.

También era consciente que su opción para estudiar el grado de Físicas estaba en UNED Pamplona: “Cuando me picó el gusanillo de formarme en este grado, también tuve claro que iba a estudiarlo a distancia. Sin la UNED hubiese sido imposible, porque te permite estudiar 4-5 asignaturas por año; si un curso no puedes por cualquier motivo, puedes aparcarlo. Esas facilidades se agradecen mucho”.

Benito Cia se ha sentido respaldado por su entorno laboral. Su jefe estaba al tanto de sus evoluciones académicas y le ha felicitado cuando ha obtenido el título. Pero no todo ha sido sencillo: He llegado a hacer una PECs en el aeropuerto de Dubai, mientras estaba haciendo escala para ir a China en viaje de trabajo”.  De ahí que la dedicatoria del galardón sea extensa: “Me gustaría dedicárselo a mi familia, a mi pareja, porque ellos son los que han estado a mi lado”.

Pablo Benito Cia continuará con sus inquietudes formativas: “Algo haré; no sé si un grado o un master. Me llaman las matemáticas, los análisis de datos… me gusta salsear entre la física, las matemáticas y la informática”.

Los dos estudiantes lamentan que la pandemia les haya privado del reconocimiento en Madrid: “El acto es una manera de formalizar el reconocimiento y también de compartirlo con las personas que quieres. Aun así es importante, porque es un premio al que se presenta gente muy buena”, sentencia Benito Cia.